Oración por todos los animales

Bendito seas, Dios Todopoderoso,
creador de todos los seres vivos.
En el quinto y sexto días de la creación,
Tú creaste peces en los mares,
aves en el aire y animales en la tierra.
Tú inspiraste a San Francisco para que considerara a todos los animales
como sus hermanos y hermanas.
Te pedimos que bendigas a este animal.
Por el poder de Tu amor,
permite que [el animal] viva según Tu deseo.
Siempre serás alabado
por toda la belleza de Tu creación.
¡Bendito seas, Dios Todopoderoso, en todas Tus criaturas!
Amén.

Por los animales enfermos

Padre Celestial,
Tú creaste todas las cosas para la gloria de Tu nombre
y nos hiciste sirviente de esta criatura.
Si así es Tu deseo, restáurale su salud y fuerzas.
Bendito seas, Dios Todopoderoso,
y sagrado sea Tu nombre por los siglos de los siglos. Amén.

Oración a San Antonio Abad para la protección de los animales.

Señor, te ruego que por intercesión de San Antonio Abad, tengas piedad de los hombres, que por ignorancia maltratan a los animales.
Enséñales a que los amen como criaturas tuyas.
Señor, ten piedad de los animales domésticos, que muy a menudo son entregados sin defensa alguna a la indiferencia y a la crueldad humana.
No los dejes solos con sus penas.Señor Dios, ten piedad de los animales como el león, el tigre, el mono, el elefante y de otras especies que son capturados para ser llevados en circos o en zoos.
Dales a todos ellos un refugio seguro en su hábitat.
Señor, ten piedad de los animales de granja que crecen dentro de inhóspitos habitáculos, así como de aquellos animales que en los mataderos son sacrificados sin anestesia.
Acógelos con su dolor.
Señor, ten piedad de los animales de experimentación.
Haz que cesen estas prácticas y sálvalos de su sufrimiento.
Señor, tu que infundiste en San Antonio Abad un gran amor a la pobreza y al respeto de los animales, ten piedad de todos los animales que sufren y haz una sociedad más justa basada en el amor y la paz de todos los hombres.
Amén

Oración de un perro

Dios, te agradezco por dejarme ver un día más, porque mi hermano, el Hombre no atentó contra mí mientras descansaba tomando un poco de aire y fuerzas para seguir mi camino diario ... camino que muchas veces es sin rumbo fijo, tratando de encontrar a alguien que pueda darme un pedacito de suelo en donde pasar la noche, un poco de agua y alimento, o simplemente estar tranquilo.

Te agradezco porque aún con tantas adversidades por las que paso, me permites seguir teniendo el mismo ánimo de lucha ... lucha que termina, muchas veces, hasta que mi hermano el Hombre lo permite.

Te ruego, no dejes que cambie mi sentido de agradecimiento pues parece lo único valioso con que contamos, para el humano.

A mi hermano el Hombre, dale conciencia de lo que está haciendo, dótalo de capacidad para valorarnos como lo que somos ... seres vivos que sentimos igual que él.

Te pido por él, que aún sabiendo lo que hace, actúa peor que nosotros que no sabemos razonar.

Te suplico nos guíes para poder encontrar a alguien, que si al menos o nos puede tener, nos ayude para que no sigamos reproduciéndonos y, así seamos menos para poder tener una vida un poco más llevadera.

Te pido por el descanso de los míos, que no pudieron salvarse de las garras de mi hermano, el Hombre, que por crueldad, por requisitos de una sociedad que reclama "tranquilidad" o simplemente por malicia nos sacrifica, haciendo de una muerte segura, una eterna agonía.

Amén.

El puente del arco iris

Hay un puente que conecta el Cielo con la Tierra. Se llama el Puente del Arco Iris, porque tiene muchos colores. Justo en este lado del Puente, hay prados, colinas y valles verdes. Cuando muere un animal querido, se va allí. Siempre hay comida y agua y tiempo cálido de primavera. Los animales viejos y frágiles aquí se rejuvenecen. Los que han sido lesionados son fuertes de nuevo. Todo el día juegan unos con otros.

Pero algunos de los animales que están aquí, a este lado del Puente, son diferentes. Estos animales fueron maltratados, pegados, torturados, se morían de hambre, nunca fueron queridos. Ellos, miran con algo de tristeza, mientras se vayan sus amigos, uno por uno, para cruzar ese puente con su humano especial. Para estos animales, no hay nadie, no hay ningún humano especial. Su tiempo en la tierra no les dio esa oportunidad.

Pero un día, mientras están corriendo y jugando, se dan cuenta de que hay alguien esperando, de pie, en el camino al Puente. Esa persona mira con algo tristeza las reuniones entre amigos, porque durante su vida, esa persona nunca tuvo un animal para hacerle compañía. Esa persona fue maltratada, pegada, torturada, se moría de hambre, nunca fue querida.

Allí espera esta persona, sola, y uno de los animales que nunca fueron queridos se le acerca, curioso por saber por qué esta persona está sola. Y mientras se acercan el animal no querido y la persona no querida, surge un milagro, porque para ellos, el destino quiso que al final estuvieran juntos, una persona especial y un animal querido que nunca tuvieron la oportunidad de conocerse durante su estancia en la Tierra. Ahora, por fin, a la entrada del Puente del Arco Iris, sus almas se encuentran, borrando todo el dolor y la tristeza, y los dos amigos ya están juntos.

Y juntos cruzan el Puente del Arco Iris juntos, para no volver a separarse nunca más.

El puente del arco iris - Cuando mi mascota muere

Hay un puente que queda entre el Paraíso y la Tierra, y se llama Puente del Arco Iris.

Cuando un animal que ha sido especialmente amado por alguien aquí en la Tierra muere, entonces va al Puente del Arco Iris.

Allí hay valles y colinas para todos nuestros amigos especiales, para que ellos puedan correr y jugar juntos.

Hay mucha comida, agua y sol, y nuestros amigos se encuentran cómodos y al abrigo.

Todos los animales que han estado enfermos o que eran ancianos, recuperan su salud y vigor; aquellos que fueron heridos o mutilados recuperan lo perdido y son fuertes nuevamente, tal como los recordamos en nuestros sueños de días y tiempos pasados.

Los animales están felices y contentos, excepto por una pequeña cosa: cada uno de ellos extraña a alguien muy especial, alguien a quien tuvo que dejar atrás.

Todos corren y juegan juntos, pero llega un día en que uno de ellos se detiene de repente y mira a la lejanía. Sus brillantes ojos se ponen atentos; su impaciente cuerpo se estremece y vibra. De repente se aleja corriendo del grupo, volando sobre la verde hierba, moviendo sus patas cada vez más y más rápido.

Tú has sido avistado, y cuando tú y tu amigo especial finalmente se encuentran, los dos se abrazan en un maravilloso reencuentro, para nunca separarse de nuevo. Una lluvia de besos cae sobre tu rostro; tus manos acarician nuevamente la cabeza amada, y puedes mirar nuevamente a los confiados ojos de tu mascota, tanto tiempo apartada de tu vida, pero nunca ausente de tu corazón.

Entonces los dos cruzan el Puente del Arco Iris juntos...


Te invitamos a llevar siempre en el recuerdo a tu fiel amigo que partió, registrándolo en el www.puentedelarcoiris.com.ar



Información adicional